Header image

Grupos de usuarios desde la perspectiva HAGS

La estructura de juego de HAGS está diseñada y adaptada en función de las habilidades que tienen o se supone que tienen los niños a distintas edades. Como los niños se desarrollan de forma distinta, no se puede asumir que pueden jugar en todos los tipos/versiones de estructuras que se ofrecen para su "edad prevista" o grupo de edad. Asimismo, hay niños que han desarrollado habilidades y competencias que les permiten utilizar la estructura de juego prevista para niños mucho mayores sin ningún impedimento. Los niños se desarrollan individualmente, tanto en el aspecto físico (habilidades motoras) como mental. La descripción y división de HAGS en determinados grupos de edad no es una descripción exacta de lo que pueden o deberían hacer los niños, sino información que pretende describir lo que pueden hacer la mayoría de los niños de cada categoría.

Los textos de HAGS son una indicación de la estructura de juego que es más adecuada para un determinado grupo de edad y sus necesidades particulares. Esto puede significar que la estructura de juego de la categoría de edad de 5 a 12 años puede muy bien ofrecer estímulo y reto a los niños mayores de preescolar.

Uso previsto para niños de 2 a 5 años
Estructura de juego prevista para el entorno de preescolar o partes de la zona de juego separadas con tabiques para niños más pequeños. La estructura de juego está adaptada para permitir que los niños jueguen solos o en grupos. La estructura de juego tiene alturas de caída bajas, normalmente de menos de 1,0 m.
Sin embargo, pueden encontrarse alturas de caída más altas, pero nunca superiores a 2,0 m. Las funciones de juego están diseñadas y adaptadas a las habilidades motoras y la competencia mental de los niños. Los niños mayores de preescolar pueden sentir que el reto es demasiado pequeño pero disfrutarán con juegos de rol en y alrededor de esta estructura, junto con los niños más pequeños. Se considera que los niños que obtendrán el máximo beneficio de la estructura de juego de esta categoría tienen entre 3 y 4 años. La estructura de juego está diseñada para ofrecer a los niños acceso fácil en la mayoría de los casos. La capacidad de autodefensa del niño aún no se ha desarrollado a esta edad. El niño solo tampoco puede con todas las situaciones durante el juego. Por esta razón, se asume que siempre habrá una supervisión organizada de adultos o acompañantes*.

Uso previsto para niños de 5 a 12 años
Estructura de juego prevista para el patio del colegio y lugares públicos como parques. En este caso, los niños disfrutan de la estructura para el juego individual o en grupos y de acuerdo a sus propias reglas o motivos de juego, que pueden cambiar en cualquier momento. En este grupo de edad, la mayoría de los niños tienen una capacidad de autodefensa que les permite juzgar cuándo y cómo jugar. Los cuerpos de los niños se han desarrollado para manejar secciones que son más difíciles, en las que las diferentes funciones de juego también exigen una mayor fuerza. La estatura de los niños ofrece ahora mayores posibilidades para usar la estructura de juego al completo. Para este tipo de estructura de juego, las alturas de caída son mayores, normalmente entre 1,5 y 2,0 m. La altura de caída de la estructura de juego nunca es superior a 3,0 m. Para esta categoría de edad, hay una gran variación en las funciones de juego. La estructura también exige al niño mayor resistencia corporal, mayor coordinación física y un equilibrio bien desarrollado. La estructura de juego está diseñada de forma tal que los niños más pequeños no puedan acceder fácilmente.

Uso previsto para niños de 2 a 12 años
La estructura de juego prevista para esta categoría de edad suele tener alturas de caída bajas. El acceso a la estructura de juego es fácil. La estructura de juego puede estar diseñada para dar acceso a tantos niños como sea posible con diversos grados de discapacidad. A veces, la estructura de juego para este segmento de edad está construida de forma que una parte ofrece acceso fácil a los niños más pequeños mientras que otra parte de la estructura está diseñada para niños mayores. Esta disposición también puede encontrarse en el interior de la estructura de juego y a mayores alturas. En este caso, los niños pequeños se ven forzados a rechazar la función de juego y a elegir en su lugar una más fácil. Para los niños más pequeños, se asume que siempre habrá presente un adulto o acompañante para guiar al niño y, hasta cierto punto, para ayudarle a usar las diversas funciones de juego. Esto no significa levantar a un niño pequeño hasta las funciones de juego que no son fácilmente accesibles porque los niños más pequeños no podrán con ellas. Un columpio, con asientos previstos para distintas edades, casi siempre exige que un adulto o acompañante ayude al niño pequeño a usar esta función de juego, porque el niño no puede subirse solo.

 

 

*La responsabilidad por la seguridad de los niños pequeños puede asignarse, además de a los adultos, a chavales de 12 a 14 años, pero no más jóvenes.

Las ideas y pensamientos están inspirados en los textos y en partes del texto o palabras del libro 'Lekredskap – Säkerhet på Europas Lekplatser', ISBN: 978-91-7162-797-1, SIS Förlag AB, así como SS-EN 1176:2008, ISBN 978–91- 7162 –741-4.